Licencia de Creative Commons
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.
Nuestra web
Email: elcielodelmes @ elcielodelmes.com

Visitas:
Eclipse total de luna (21 de febrero de 2008)

Un eclipse es un fenómeno poco frecuente, pero tremendamente interesante. En un eclipse lunar, el Sol, la Tierra y la Luna se alinean durante la fase de luna llena. Al estar alineados, el cono de sombra proyectado por la Tierra incide directamente sobre el disco lunar, oscureciéndolo. En el caso de un eclipse lunar se puede observar un gradual oscurecimiento de la misma a lo largo de un período de varias horas, el cual puede llegar a afectar a una parte del disco lunar (eclipse parcial, L1, o eclipse penumbral, L3), afectar a la totalidad del disco (eclipse total, L2).

El próximo 21 de febrero tendremos la ocasión de poder observar un eclipe total, será observable en casi todo el continente americano (salvo el oeste de Norteamérica), Africa Occidental y Europa Occidental. Se podrá observar un eclipse parcial en el resto de Norteamérica, África, Asia Occidental y parte de Asia Central. El eclipse comenzará a las 00:36 TU y habrá finalizado a las 6:15 TU, alcanzando el momento álgido a las 3:26 TU (a las 4:26 horas en la península ibérica), en algún punto sobre el océano Atlántico, frente a las costas sudamericanas. El evento se verá magnificado por la cercanía de Saturno, el cual se encontrará a tan solo 3º de la Luna en el momento de mayor totalidad del eclipse (zonas donde se observará el eclipse).


Los eventos más importantes del eclipse tendrán lugar de esta manera (en tiempo T.U.):

P1 Primer contacto con la penumbra
00:36
U1 Primer contacto con la sombra
1:43
U2 Principio del eclipse total
3:01
Máximo eclipse Medio del eclipse total
3:26
U3 Fin del eclipse total
3:50
U4 Último contacto con la sombra
5:08
P4 Último contacto con la penumbra
6:15

En las primeras fases del eclipse, la Luna se va oscureciendo paulatinamente hasta que queda sumergida en su totalidad en la zona de sombra, entonces, no desaparece, sino que queda iluminada con tonos rojizos. En cada ocasión, los tonos se presentan de diferente forma, variando desde un color cercano al marrón, hasta un tono practicamente amarillento. Este efecto es causado por los rayos del Sol al atravesar la atmósfera de la Tierra, refractándose en la misma y dirigiéndose hacia la zona de sombra de la Luna. Las diferencias de color entre unos eclipses y otros se ve afectada por la concentración de ozono y la presencia de polvo en suspensión en nuestra atmósfera (partículas de agua y partículas contamiantes). Cuando hay muchas partículas contaminantes en suspensión, la coloración de la Luna en el momento de máximo eclipse se torna muy oscura, cercana al marrón, sirviendo como un método indirecto para la medición de la contaminación atmosférica global.

Esta es una muestra de imágenes tomadas en el eclipse de luna que tuvo lugar el día 3 de marzo de 2007, desde Arroyomolinos (Madrid, España). Si pinchas sobre las fotos las podrás ver a mayor tamaño.




www.elcielodelmes.com © Vicente Díaz 2007