Licencia de Creative Commons
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.
Nuestra web
Email: elcielodelmes @ elcielodelmes.com

Visitas:
Las constelaciones

Para todos los pueblos agricultores de la antiguedad, el conocimiento del cielo ha sido fundamental; su observación les permitió calcular los momentos precisos para realizar siembras y cosechas; para prepararse para el invierno o protegerse de los rigores del verano. La aparición de ciertas estrellas en el cielo marcaban las futuras condiciones climáticas y gracias a ello establecían diferentes acontecimientos de la vida comunitaria.

El cielo era, para ellos, uno de los grandes misterios y pronto empezaron a ver en las agrupaciones de estrellas elementos sobrenaturales; personajes temidos o amados, benéficos o maléficos que podían interceder ante las divinidades. Posiblemente ese sea el origen de la construcción de muchas de ellas.

Una
constelación es una agrupación de estrellas cuya posición en el cielo nocturno es aparentemente tan cercana que las civilizaciones antiguas decidieron conectarlas mediante líneas imaginarias, trazando así figuras sobre la bóveda celeste. En el espacio tridimensional, en cambio, las estrellas de una constelación no están, necesariamente, físicamente asociadas; incluso pueden encontrarse a cientos de años luz unas de otras. Por otro lado, dichos grupos son completamente arbitrarios, ya que distintas culturas han reconocido constelaciones diferentes, incluso hasta haciendo uso de las mismas estrellas.

Antiguamente, las constelaciones eran grupos de estrellas unidas esquemáticamente de manera que formaran un dibujo. hoy, partiendo de esas agrupaciones, la Unión Astronómica Internacional ha dividido la esfera celeste en 88 sectores y todas las estrellas que se encuentran en un área concreta forman parte de ese sector, llamado constelación. Normalmente, en el esquema se ponen sólo las más importantes y el dibujo puede variar al agregarse más o menos elementos.


Carta moderna de las 88 constelaciones reconocidas por la UAI
Crédito: Wikipedia

Las constelaciones, según su localización en la bóveda celeste, se dividen en los siguientes grupos:

Constelaciones circumpolares norte: las que se encuentran alrededor del polo norte celeste: Camelopardalis, Cassiopeia, Cepheus, Draco, Lacerta, Lynx, Ursa Major y Ursa Minor.

Constelaciones del hemisferio norte: Andromeda, Auriga, Bootes, Canes Venatici, Coma Berenices, Corona Borealis, Cygnus, Hercules, Leo Minor, Lyra, Pegasus, Perseus, Sagitta, Triangulum y Vulpecula.

Constelaciones ecuatoriales: son las que se encuentran sobre la línea del ecuador celeste: Canis Minor, Cetus, Delphinus, Equuleus, Monoceros, Ophiuchus, Orion, Scutum, Serpens y Sextans.

Constelaciones zodiacales:
Las que se encuentran sobre la eclíptica: Aries, Tauro, Gemini, Cancer, Leo, Virgo, Libra, Scorpius, Sagitarius, Capricornus, Aquarius y Pisces.

Constelaciones del hemisferio sur: Antlia, Caelum, Canis Major, Centaurus, Columba, Corona Australis, Corvus, Eridanus, Fornax, Hydra, Lepus, Lupus, Microscopium, Piscis Austrinum, Puppis, Pyxis y Sculptor.

Constelaciones circumpolares sur: las que se encuentran alrededor del polo sur celeste: Apus, Ara, Carina, Chamaeleon, Circinus, Crux, Dorado, Horologium, Hydrus, Indus, Mensa, Musca, Norma, Octans, Pavo, Phoenix, Pictor, Reticulum, Telescopium, Triangulum Asutralis, Tucana, Vela y Volans.

Reconocer las constelaciones sin un punto de partida de referencia, resulta poco menos que imposible, de ahí que sea necesario establecer la búsqueda de cada una de ellas partiendo de, al menos, algún elemento conocido. Casi todos los habitantes que viven al norte del ecuador saben reconocer la Osa Mayor (Ursa Major o conocida también como "El carro" o "El cazo") y es comúnmente la constelación que se toma como referencia para ir buscando, poco a poco, a las demás. Primero las circumpolares y a partir de éstas poder encontrar otras. Otras constelaciones que se utilizan mucho como referencia son Aquila, Cassiopeia y Orion.

Para los habitantes del sur, la constelación más conocida es Crux (La cruz del sur), que junto con las tres estrellas del cinturón de Orion, son las que se utilizan como referencia para la búsqueda del resto de constelaciones.

En todas las constelaciones se ha puesto un enlace a un plano básico de la constelación, aquellas que tienen el icono además poseen un artículo más detallado, con sus principales estrellas y objetos. También podrás acceder a las cartas celestes pulsando sobre el icono , de donde podrás obtener las ascensiones rectas y las declinaciones de cada una de ellas.

Existe la posibilidad de ordenar la tabla de tres formas distintas, pulsando sobre los títulos de las columnas: 1.- por su nombre en latín, 2.- por su localización celeste y 3.- por su momento de mejor visibilidad.

Lista de las 88 constelaciones (ordenadas por su nombre en latín)
Abreviación
Cartas
Nombre en español
AND
Andromeda
Andrómeda
Hemisferio Norte
3 de octubre
ANT
Antlia
Máquina Neumática
Hemisferio Sur
23 de febrero
APS
Apus
Ave del Paraíso
Circumpolar Sur
23 de mayo
AQL
Aquila
Águila
Ecuatorial
18 de julio
AQR
Aquarius
Acuario
Zodiacal
30 de agosto
ARA
Ara
Altar
Circumpolar Sur
11 de junio
ARI
Aries
Carnero
Zodiacal
31 de octubre
AUR
Auriga
Cochero
Hemisferio Norte
23 de diciembre
BOO
Bootes
Boyero
Hemisferio Norte
1 de mayo
CAE
Caelum
Buril / Cincel
Hemisferio Sur
3 de diciembre
CAM
Camelopardalis
Jirafa
Circumpolar Norte
22 de diciembre
CNC
Cancer
Cangrejo
Zodiacal
3 de febrero
CVN
Canes Venatici
Lebreles / Perros de caza
Hemisferio Norte
9 de abril
CMA
Canis Major
Can Mayor
Hemisferio Sur
3 de enero
CMI
Canis Minor
Can Menor
Ecuatorial
15 de enero
CAP
Capricornus
Capricornio
Zodiacal
7 de agosto
CAR
Carina
Quilla
Circumpolar Sur
4 de febrero
CAS
Cassiopeia
Cassiopea
Circumpolar Norte
7 de octubre
CEN
Centaurus
Centauro
Hemisferio Sur
7 de abril

CEP
Cepheus
Cefeo
Circumpolar Norte
26 de agosto
CET
Cetus
Ballena
Ecuatorial
17 de octubre
CHA
Chamaeleon
Camaleón
Circumpolar Sur
1 de marzo
CIR
Circinus
Compás
Circumpolar Sur
9 de mayo
COL
Columba
Paloma
Hemisferio Sur
19 de diciembre
COM
Coma Berenices
Cabellera de Berenice
Hemisferio Norte
5 de abril
CRA
Corona Australis
Corona Austral
Hemisferio Sur
agosto
CRB
Corona Borealis
Corona Boreal
Hemisferio Norte
21 de mayo
CRV
Corvus
Cuervo
Hemisferio Sur
30 de marzo
CRT
Crater
Copa
Hemisferio Sur
14 de marzo
CRU
Crux
Cruz del Sur
Circumpolar Sur
30 de marzo
CYG
Cygnus
Cisne
Hemisferio Norte
1 de agosto
DEL
Delphinus
Delfín
Ecuatorial
2 de agosto
DOR
Dorado
Dorada
Circumpolar Sur
11 de diciembre
DRA
Draco
Dragón
Circumpolar Norte
19 de junio
EQU
Equuleus
Caballito
Ecuatorial
10 de agosto
ERI
Eridanus
Erídano
Hemisferio Sur
22 de noviembre
FOR
Fornax
Hornillo
Hemisferio Sur
3 de noviembre
GEM
Gemini
Gemelos
Zodiacal
8 de enero
GRU
Grus
Grulla
Circumpolar Sur
28 de agosto

HER
Hercules
Hércules
Hemisferio Norte
12 de junio
HOR
Horologium
Reloj
Circumpolar Sur
9 de noviembre
HYA
Hydra
Hidra
Hemisferio Sur
25 de febrero
HYI
Hydrus
Hidra Austral
Circumpolar Sur
29 de octubre
IND
Indus
Indio
Circumpolar Sur
10 de agosto
LAC
Lacerta
Lagarto
Circumpolar Norte
29 de agosto
LEO
Leo
León
Zodiacal
3 de marzo
LMI
Leo Minor
León Menor
Hemisferio Norte
28 de febrero
LEP
Lepus
Liebre
Hemisferio Sur
15 de diciembre
LIB
Libra
Balanza
Zodiacal
11 de mayo
LUP
Lupus
Lobo
Hemisferio Sur
11 de mayo
LYN
Lynx
Lince
Circumpolar Norte
23 de enero
LYR
Lyra
Lira
Hemisferio Norte
5 de julio
MEN
Mensa
Mesa
Circumpolar Sur
13 de diciembre
MIC
Microscopium
Microscopio
Hemisferio Sur
6 de agosto
MON
Monoceros
Unicornio
Ecuatorial
8 de enero
MUS
Musca
Mosca
Circumpolar Sur
30 de marzo
NOR
Norma
Escuadra
Circumpolar Sur
22 de mayo
OCT
Octans
Octante
Circumpolar Sur
23 de agosto
OPH
Ophiuchus
Serpentario / Ofiuco
Ecuatorial
9 de junio
ORI
Orion
Orión
Ecuatorial
15 de diciembre
PAV
Pavo
Pavo
Circumpolar Sur
14 de julio

PEG
Pegasus
Pegaso
Hemisferio Norte
2 de septiembre
PER
Perseus
Perseo
Hemisferio Norte
15 de noviembre
PHE
Phoenix
Fénix
Circumpolar Sur
2 de octubre
PIC
Pictor
Pintor
Circumpolar Sur
16 de diciembre
PSC
Pisces
Peces
Zodiacal
6 de octubre
PSA
Piscis Australis
Pez Austral
Hemisferio Sur
27 de agosto
PUP
Puppis
Popa
Hemisferio Sur
19 de enero
PYX
Pyxis
Brújula
Hemisferio Sur
6 de febrero
RET
Reticulum
Retículo
Circumpolar Sur
19 de noviembre
SGE
Sagitta
Flecha
Hemisferio Norte
17 de julio
SGR
Sagittarius
Sagitario
Zodiacal
14 de julio
SCO
Scorpius
Escorpión
Zodiacal
7 de junio
SCL
Sculptor
Escultor
Hemisferio Sur
29 de septiembre
SCT
Scutum
Escudo
Ecuatorial
3 de julio
SER
Serpens
Serpiente
Ecuatorial
La cabeza en mayo y la cola en junio
SEX
Sextans
Sextante
Ecuatorial
25 de febrero
TAU
Taurus
Toro
Zodiacal
24 de noviembre
TEL
Telescopium
Telescopio
Circumpolar Sur
12 de julio
TRI
Triangulum
Triángulo
Hemisferio Norte
25 de octubre
TRA
Triangulum Australis
Triángulo Austral
Circumpolar Sur
24 de mayo
TUC
Tucana
Tucán
Circumpolar Sur
16 de septiembre
UMA
Ursa Major
Osa Mayor
Circumpolar Norte
4 de marzo
UMI
Ursa Minor
Osa Menor
Circumpolar Norte
3 de mayo
VEL
Vela
Velas
Circumpolar Sur
14 de febrero
VIR
Virgo
Virgen
Zodiacal
18 de abril
VOL
Volans
Pez Volador
Circumpolar Sur
17 de enero
VUL
Vulpecula
Zorra / Raposilla
Hemisferio Norte
27 de julio

Los nombres de las estrellas proceden tanto de los griegos tales como Sirio, Procyon, Polux, Castor, Régulo, Polaris, Arturo, Canopo, las Pléyades, como de los árabes como los nombres de Alcor, Mizar, Vega, Aldebarán, Deneb, Rigel, Algol, Betelgeuse, y unos centenares de nombres más. Ante la imposibilidad de dar nombre a la enorme cantidad de estrellas se planteó la idea de dar otro sistema de nomenclatura que resultase más útil para los astrónomos. En 1603 el alemán Johannes Bayer publicó una obra denominada Uranometría, un atlas de mapas estelares en el que se indicaban las estrellas de cada constelación utilizando letras del alfabeto griego al que seguía el genitivo del nombre latino de la constelación a la que pertenece.

Bayer estableció un orden de brillo dentro de cada constelación, de modo que llamó a a la estrella más brillante, b a la que le seguía en brillo, g a la siguiente, y así sucesivamente. El inconveniente de esta nomenclatura es que el alfabeto griego só lo consta de 24 letras, mientras que, por término medio, hay unas 70 estrellas visibles por constelación. Cuando las letras del alfabeto griego resultaban insuficientes para una constelación Bayer recurrió al empleo de las letras minúsculas del alfabeto latino, complicando el método empleado.

Tras la aparición del telescopio se demostró la existencia de un número mayor de estrellas, y se planteó de nuevo el problema de su denominación. En 1712, el astrónomo inglés John Flamsteed, hizo el primer catálogo con la ayuda del telescopio, denominado Historia Coelestis Britannica, recurrió al empleo de los números en vez de letras, asignó un número a cada estrella según el orden en que llegaba al meridiano. Con el tiempo se perfeccionaron los telescopios, observándose ya millones de estrellas en cada constelación, a las estrellas se las distingue, no por su nombre, ni letras, ni números, sino por la posición que ocupan en la esfera celeste, esto es, por su ascensión recta y declinación. Aún así, es común ver en las cartas celestes y en los planisferios la denominación usando las letras griegas, por orden de brillo, aquí incluyo el alfabeto griego:



www.elcielodelmes.com © Vicente Díaz 2007